18 datos curiosos de “Sex and the City” tras 18 años de su estreno

Hace 18 años la serie estadounidense ‘Sex and the City’ debutó por primera vez. HBO fue la cadena televisiva encargada de llevar al aire la serie que duró desde 1998 hasta 2004. La comedia dramática que también cuenta con dos películas, trata temas como el poder femenino, el éxito profesional, el aborto, el desamor, el cáncer y las relaciones sexuales ocasionales, a través de las aventuras de cuatro amigas independientes económicamente y con marcadas diferencias entre sus personalidades.

Las actrices Sarah Jessica Parker, Kim Catrall, Cynthia Nixon y Kristin Davis, fueron inmortalizadas en los papeles de Carrie Bradshaw, Samantha Jones, Miranda Hobbes y Charlotte York respectivamente, las cuatro amigas adictas a la moda y a la vida nocturna de la ciudad de Nueva York, donde demostraron que las amigas son para siempre.

Como ‘Sexo y la Ciudad’ cumple hoy 18 años, aquí te presentamos 18 datos curiosos sobre el famoso show:

La serie está basada en los libros de Candace Bushnell, una escritora y columnista estadounidense famosa por sus columnas sobre sexo y su estilo de vida fiestero. El libro está compuesto  por las columnas semanales publicadas por Bushnell en el diario New York Observer. La escritora recibió 60 mil dólares por los derechos de convertir el libro en una serie.

El contrato original de la actriz Sarah Jessica Parker fue el único de las cuatro actrices principales, que especificaba que no aparecería desnuda en pantalla.

El tutú que Carrie Bradshaw usa en la presentación de la serie y en la primera película, fue encontrado en el área de ofertas de una tienda y costó solo 5 dólares.

Cynthia Nixon es naturalmente rubia. La actriz se volvió pelirroja para interpretar a Miranda. Del mismo modo, el personaje de Carrie en los libros tiene el cabello color castaño, pero 24 horas antes de filmar el primer episodio, los productores cambiaron de idea porque Candance Bushnell es rubia.

Luego de que Carrie y Miranda filmaran el capítulo donde comen cupcakes en la pastelería Magnolia en la calle Bleecker, la tienda adquirió tanta popularidad que tuvo que contratar a un portero.

Durante la filmación de la serie, Sarah Jessica Parker pasaba hasta 18 horas diarias usando tacones como el personaje de Carrie.

En la primera película, Carrie es fotografiada con diversos vestidos de novia creados por importantes diseñadores de moda, para la edición especial de novias de la revista Vogue. Luego de la sesión fotográfica, le regalan uno de los vestidos de novia y el mensaje que viene junto a la prenda fue escrito realmente por la diseñadora Vivienne Westwood.

En la primera película, Carrie Bradshaw  tiene el mismo teléfono que utilizó en la serie de televisión.  Para demostrar cuánto tiempo había pasado desde el último capítulo de la serie, los productores pegaron pedazos de cinta en el celular para que tuviera un look desgastado.

Casi todos los episodios de las seis temporadas constan de más de 15 capítulos menos la quinta temporada que se rodó en ocho episodios porque la actriz protagonista estaba embarazada en la vida real.

Ninguna de las cuatro protagonistas repitió un outfit durante el rodaje de la serie, sólo Carrie en el episodio final, donde usa un abrigo de piel de la primera temporada.

La actriz Kim Cattrall rechazó dos veces el papel de Samantha antes de que ser persuadida para aceptarlo. El rol de Samantha es uno de los más llamativos de la serie, su personaje es el de una empresaria exitosa,  segura de su sexualidad y sobreviviente al cáncer. La actriz insistía en usar tacones incluso cuando la filmaban de la cintura para arriba, pues decía que esto la hacía entrar en su personaje.

Al inicio de la boda de Charlotte y Trey, se toca una música funeraria escocesa, como símbolo de que Charlotte está comenzando un mal matrimonio. Del mismo modo, el acuerdo prenupcial que su suegra hace que firme, fue escrito por un abogado real.

Willie Garson, que hace el rol de Stanford Blatch, el mejor amigo gay de Carrie, salió en una cita a ciegas con Sarah Jessica Parker años antes de comenzar a filmar Sex and the City. Los actores son amigos cercanos en la vida real.

En 2001, Sarah Jessica Parker se convirtió en productora ejecutiva de la serie. Luego de esto Parker ganaba 3 millones de dólares por episodio.

Mr. Big, papel que personifica el actor Chris Noth, fue inspirado en el publicista Ron Galotti, una de los exnovios de Candace Bushnell.

En 2012, el apartamento donde vivió Carrie Bradshaw fue vendido por 9,65 millones de dólares.

En la primera película, Carrie saca de la biblioteca el libro “Cartas de Amor de Hombres Famosos”.  Este libro no existía cuando la película se estrenó, pero luego del éxito que generó en ventas, muchas fanáticas querían comprarlo, por lo que luego el libro fue publicado.

La filmación del último episodio del show, “An American Girl in Paris – Part Deux”, terminó de filmarse cuatro días antes de que saliera al aire.

Vía El Universal

 

Loading Facebook Comments ...