Venezolanos vuelan en “chatarras”

JP-AVION-CEMENTERIO-DE-AVIONES-FOTO.JAVIER-PLAZA-342-730x410

Los vuelos en Venezuela siguen desapareciendo. Salir del país o volar en territorio nacional se ha vuelto una odisea para los ciudadanos, las razones: exagerados aumentos en los precios de los boletos, falta de rutas con poca frecuencia, ausencia de aviones y tripulación y por si fuera poco a la problemática, se suma la paralización del trámite para sacar o renovar el pasaporte desde el año pasado.

Pasajeros tienen que pasar las de Caín en el Aeropuerto Internacional La Chinita para poder llegar a sus destinos, la falta de aviones en algunas aerolíneas es la causa de los retrasos de los vuelos, que hasta presentan 12 horas de demoras.

“Mi vuelo tenía que salir a las 2:00 del mediodía y me dicen que saldrá a las 7:00 de la noche porque solo hay un avión volando, juegan con el tiempo del pasajero”, dijo Freddy Villasmil, mientras esperaba con sus maletas.

Sentado detrás del mostrador, ubicado en la parte baja del Aeropuerto un funcionario fue directo: “No estamos autorizados para dar declaraciones”.

Pilotos consultados revelaron que la aviación comercial se encuentra en alerta amarilla, ostentan que la flota nacional presenta una fabricación que va desde 12 años hasta 31 años de uso ininterrumpido, situación que preocupa a las operadoras aeronáuticas, tripulaciones y a los usuarios.

“El parque aéreo tiene varias generaciones de atraso, y no existe claridad sobre la política aeronáutica nacional, a eso se suma la falta de divisas para las reparaciones de los aviones”, señaló un piloto a este rotativo, quien pre rió no revelar su identidad.

Según el aeronáutico, la flota de aviones de Venezuela es la más obsoleta de Latinoamérica. “Han salido nuevos aviones y avances pero Venezuela se quedó atrás, las líneas aéreas mantienen los aviones más viejos, de los años 70 y 80, los que tienen están repotenciados pero muchos países dejaron de usarlos hace muchos años, por la contaminación sónica”, declaró.

Informó que en Maracaibo hay siete líneas operando, de las cuales todas están activas pero con pocas unidades volando.

Vuelos en caída

Cada día son menos los aviones surcando los cielos, el problema principal es la falta de divisas que presentan las aerolíneas para reparar los equipos, según detalló Tito Villalobos, dueño de una agencia de viajes.

Los destinos se han limitado solo ha Maiquetía o a vuelos internacionales, pues viajar al exterior le genera más divisas a las aerolíneas, sin embargo, este último incluye un alto precio que la mayoría de los venezolanos no puede costear, por lo que la demanda ha cesado.

Las aerolíneas no tienen los dólares suficientes para comprar los repuestos de las unidades que son en dólares y la única solución es reducir los vuelos y trabajar con uno o dos aviones”, resaltó.

La aerolínea nacional Venezolana, se ha convertido en la que mayores quejas a presentado en los últimos años, cuenta con el Boeing 737-217, siglas YV295, del año 1979 y un avión McDonnell Douglas MD-80, sin embargo, solo uno de estos se encuentra operativo, el último se encuentra en reparación.

Los aeronautas explican que son tres los modelos más usados en las líneas venezolanas: el DC-9, el MD-82 y el Boeing 737-200.

Los DC-9 se dejaron de construir en 1981, por lo que tienen al menos 30 años de antigüedad. Los MD-82 poseen entre 31 y 12 años de construidos. Mientras, los Boieng usados en el país tienen un mínimo de 23 años de edad.

De este último modelo era el anterior avión presidencial, el llamado “Camastrón”. La aeronave fue cambiada por un Airbus en 2002. Funcionarios del Ejecutivo dijeron que el Boeing no cumplía requerimientos básicos de seguridad.

Sin tripulación

Conviasa —aerolínea del Estado— no se aleja de la situación, a pesar de contar con unidades de última tecnología, ha presentado retraso en sus vuelos por falta de tripulación.

“A diferencia de las demás aerolíneas, Conviasa sí tiene aviones, lo que no tiene es personal, muchos se han ido por bajos sueldos o por ofertas de trabajo en otros países”, contó un empleado de la empresa.

Pasaportes sin llegar

A los inconvenientes que presentan los viajeros venezolanos, se suma el proceso de obtener o renovar el pasaporte, el cual fue parado desde el año pasado, pues según fuentes del Saime no hay material para fabricarlos.

El proceso puede demorar hasta más de seis meses, con suerte, pero ofreciendo unos cuantos dólares o bolívares, el proceso podría agilizarse.

Via VERSION FINAL

Loading Facebook Comments ...