¡Mafalda cumplió 52 años! Recuerda las frases y tiras cómicas más célebres

A los 13 años, Joaquín Salvador  Lavado Tejón dio, sin saberlo, el primer paso hacia el nacimiento de Mafalda. El popular Quino, abandonó la Escuela de Bellas Artes ubicada en su natal Argentina, en la que se había matriculado, “cansado de dibujar ánforas y yesos”. Estaba decidido a convertirse en dibujante de historietas y humor. Deseaba ser publicado, que su trabajo tuviese reconocimiento. Y vaya que lo logró.

El 29 de septiembre de 1964 vio la luz por primera vez la niña de cabello negro, voluminoso, que odia las sopas y cuestiona constantemente el mundo de adultos en el que vive: Mafalda, revolucionando el mundo de las tiras cómicas.

¿Cómo nace Mafalda?

Casi por casualidad, gracias a su amigo Miguel Brascó. Él lo acercó a ‘Agens Publicidad’, quien en 1963 estaba en la búsqueda de un dibujante que creara una historieta para promocionar una línea de electrodomésticos  llamados Mansfield, razón por la cual el nombre del personaje debía comenzar por M. Al final, la agencia no lanzó la campaña pero ‘Quino’ no echó al olvido su personaje. En 1964, Mafalda fue publicada en el semanario Primera Plana de Buenos Aires.

El éxito de esta tira cómica fue imparable cuando comenzó su publicación seis días en la semana en el diario El Mundo. Luego de esto, Mafalda ya era conocida en América del Sur y Europa.

Jorge Álvarez Editor publicó la primera recopilación de tiras cómicas del personaje, y tanto fue el éxito alcanzado, que en dos días se agotó el tiraje de 5 mil ejemplares.

 Razón de ser del personaje

Según el mismo Quino, la política en Mafalda es “más bien una política de la condición humana, no de ciertos regímenes. Landrú dice que el humor es una válvula de escape, que el tipo que quiere poner una bomba ve un chiste que lo hace reír alrededor del asunto que lo tenía irritado y entonces ya no necesita poner la bomba”.

La tira cómica es un poderoso medio puesto para expresar verdades, a veces incómodas, con humor y sencillez, pero contundentes. En este sentido, Quino no dudó en ningún momento en usar sus trazos para enviar mensajes de contenido social a sus lectores: “Mis dibujos, sumados a piezas de teatro, a películas, a canciones, a libros, conforman una obra que podría ayudar a cambiar, pero yo tengo mis dudas. Mis dibujos son políticos, pero en relación a situaciones humanas más que políticas en sí. Esas situaciones se vienen repitiendo desde que el hombre es hombre”, expresó en una entrevista.

 

Cuando Quino afirmó no dibujaría más a Mafalda

El gran éxito y fama internacional no impedirán que Quino, el 25 de junio 1973,  tome una decisión para algunos desconcertante: no dibujar más tiras de Mafalda, pues ya no siente la necesidad de utilizar la estructura expresiva de las tiras en secuencia.

 El personaje definido por su creador

En la página web de Quino, puede verse una especie de biografía de Mafalda, que queda definida como una niña de 6 años de edad en 1964,  de sexo “femenino, con énfasis en la contestación”, que ama “Los Beatles, la democracia, los derechos de los niños, la paz (cambiando el orden de los amores las cosas no cambian)”, odia “la sopa, las armas, la guerra, a James Bond”.

 Los amigos de Mafalda

Susanita: Sueña con casarse con su príncipe azul y tener muchos hijos. Es racista, envidiosa y caprichosa. Le gusta conversar y jugar a tomar el té.

Felipe: es el mejor amigo de Mafalda. Tiene una gran imaginación, pero es mal estudiante y con poca fuerza de voluntad. Ve la vida de manera más sencilla.

Miguelito: es el más soñador e inocente del grupo, a menudo realiza observaciones de la vida complicada y reflexiona sobre cuestiones sin importancia.

Manolito: tiene actitud de comerciante y siempre ayuda su padre en la tienda. Le agrada la cultura norteamericana y representa ideas capitalistas.

Libertad: es intolerante, crítica y tiene carácter fuerte. Sus dichos hacen reflexionar a los demás. Es más liberal que Mafalda, aunque menos realista.

Frases célebres de Mafalda y sus amigos

“¿Y si en vez de planear tanto voláramos un poco más alto?”

“¿No sería más progresista preguntar dónde vamos a seguir, en vez de dónde vamos a parar?”

“No es cierto que todo tiempo pasado fue mejor. Lo que pasaba era que los que estaban peor todavía no se habían dado cuenta.”

“Hoy entré al mundo por la puerta trasera.”

 

Felipe

“¿Por qué justo a mí tenía que tocarme ser yo?”

“¿Y si antes de empezar lo que hay que hacer, empezamos lo que tendríamos que haber hecho?”

“Hasta mis debilidades son más fuertes que yo.”

“La voluntad debe ser la única cosa en el mundo que cuando está desinflada necesita que la pinchen.”

 

Guille

“(…)Que cuednos hago con el agujedito que siento adentro mío cuando no táz?”

“¡Pod favod!”

 

Miguelito

“No sé como haría la gente para irse si no tuviera espalda.”

“Yo diría que nos pusiéramos todos contentos sin preguntar porqué.”

“Trabajar para ganarse la vida está bien pero por qué esa vida que uno se gana trabajando tiene que desperdiciarla trabajando para ganarse la vida.”

“La vida no debiera echarlo a uno de la niñez, sin antes conseguirle un buen puesto en la juventud.”

 

Manolito

“Nadie puede amasar una fortuna sin hacer harina a los demás.”

“Los cheques de tus insultos no tienen fondos en el banco de mi ánimo.”

 

Susanita

“Amo a la Humanidad, lo que me revienta es la gente.”

“Mi esposo será alto, morocho y sin madre, y nunca nada se interpondrá entre nosotros.”

 

Libertad

“Una pulga no puede picar a una locomotora, pero puede llenar de ronchas al maquinista.”

“Comienza tu día con una sonrisa, verás lo divertido que es ir por ahí desentonando con todo el mundo.”

 

 

 

 

 

 

 

 

Loading Facebook Comments ...